Asciende violencia en Nicaragua dejando más de 100 muertos

Nicaragua

Tras más de 100 muertos y 1.000 heridos en Nicaragua, opositores nicaragüenses pierden la esperanza en la ronda de negociaciones con el Gobierno de Daniel Ortega y piden a organismos internacionales activar “todos los mecanismos legales” para contrarrestar la represión. Reporta EFE.

La organización Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia exige al régimen de Ortega permitir la presencia en Nicaragua del alto comisionado de Naciones Unidas para la Relatoría de los Derechos Humanos, quien investigaría los hechos de represión y los crímenes cometidos por las fuerzas represoras de Ortega.

Crece la violencia en Nicaragua

Entre tanto, el abogado constitucionalista, Oscar Carrión cataloga las acciones represivas de Ortega como “masacre, genocidio, y crímenes de lesa humanidad que requieren la urgente atención de la comunidad internacional”.

La mayor parte de las víctimas presentan disparos en la cabeza. De acuerdo a expertos, los disparos los realizan francotiradores desde posiciones ventajosas, una hipótesis que parece  confirmarse tras la masacre del  30 de mayo, en la que asesinaron a 18 personas mientras participaban en una marcha en respaldo a las madres de jóvenes asesinados.

El número de muertos en Nicaragua aumenta

Analistas concuerdan que lo que inició como “una protesta cívica de estudiantes universitarios”, en contra de las medidas del anunciado incremento de las cotizaciones de la seguridad social y la reducción de las pensiones a jubilados, se ha convertido en una “carnicería humana por la brutal represión desatada por el régimen de Ortega”, en un intento de frenar las protestas a través de la política del terror.

Pese a que Ortega dio pie atrás con las medidas impuestas a la seguridad social, las protestas se han extendido en todo el país debido a la respuesta sangrienta del régimen. Los nicaragüenses demandan su salida del poder y que sea enjuiciado por los crímenes cometidos.

Fuente: EFE

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*