Retiran en Barcelona estatua de esclavista español que comerció esclavos en Cuba

estatua del marqués

El Ayuntamiento de Barcelona, en España, retiró este domingo la estatua del marqués de Comillas, Antonio López y López. Este último fue un empresario naviero que comerció esclavos en Cuba. Informa el diario El País.

La estatua  la retiraron con una grúa del pedestal del monumento. El mismo se encuentra en una plaza que lleva el nombre de Antonio López.

Entidades y ciudadanos reclamaron durante décadas la deposición de la estatua

«Entidades y movimientos ciudadanos reclamaron durante décadas la supresión del monumento a un empresario del siglo XIX que se enriqueció gracias al tráfico de personas, procedentes de África, en Cuba», reseña El País.

«Retirar la estatua es una reivindicación de muchas entidades vecinales. Es una manera de reconocer a muchos colectivos que en esta ciudad luchan contra el racismo y la xenofobia».

«Una ciudad moderna y europea que quiere ser reconocida como ciudad refugio no puede homenajear a una persona de las características de Antonio López». Dijo la semana pasada el primer teniente de alcalde de Barcelona, Gerardo Pisarello.

La alcaldesa de Comillas cree que retirar la estatua es incorrecto

La alcaldesa de Comillas, Maria Teresa Noceda, escribió una carta a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, la semana pasada para expresar que considera la retirada «un despropósito».

De acuerdo con la televisora Telecinco, la estatua la retiraron este domingo. Y la trasladarán al Museo de Historia de Barcelona (MUHBA). El Ayuntamiento iniciará un proceso participativo para que sean los vecinos quienes decidan el próximo nombre de la plaza.

Antonio López y López viajó en 1831 a Cuba con 14 años y se estableció en Santiago de Cuba. En 1848 regresó a España a casarse para nuevamente regresar a la Isla, donde el español tuvo a tres de sus cuatro hijos.

El esclavista vivió en Cuba la mayor parte de su vida

En la Isla se dedicó a los negocios, compró plantaciones de caña y de café. Asimismo, adquirió el que fuera el primer vapor de hélice de la marina mercante española, el vapor General Armero y mantuvo una gran actividad intermediaria en la venta de esclavos.

De regreso a Barcelona, años después, constituyó en 1856 una gran empresa naviera dedicada a la explotación de buques de vapor, en colaboración con tres de sus socios cubanos.

En 1876 creó en Barcelona el Banco Hispano Colonial que se dedicó a captar fondos que ayudasen al Gobierno español en su guerra contra los independentistas cubanos.

Antonio López también dio nombre al célebre trasatlántico marqués de Comillas.

Sé el primero en comentar en «Retiran en Barcelona estatua de esclavista español que comerció esclavos en Cuba»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*